15
noviembre

Entrenar al cachorro en apartamento

cachorro jugando Boston terrier1

¿Te gustó? comparte esta publicación con tus amigos

Si vives en un apartamento, valorarás la importancia de entrenarlo a la vida de apartamento.  Sigue estos mascotips y tendrás a un cachorro educado y adaptado a tu estilo de vida.

Los cachorros suelen ser un dolor de cabeza cuando los traemos por primera vez a casa; ensucian, hacen pipi y pupú por todos lados, comen y destrozan muebles, zapatos y medias, y suelen hacerte limpiar varias veces al día. A diferencia de una casa con jardín, en donde el cachorro puede salir a jugar y hacer sus necesidades cada vez que quiere, en el apartamento deberás bajarlo y sacarlo varías veces al día durante los primeros meses. La vida en casa y apartamento son dos experiencias muy distintas.

Tener un cachorro en apartamento implica gran trabajo, especialmente durante los primeros 6 meses de vida del cachorro.

“La buena noticia es que una vez pases la barrera de los 6 meses, verás que la disciplina que has establecido a tu cachorro comienza a dar resultados.”

Tu cachorro obedece, hace sus necesidades en intervalos más largos, lo que permite bajarlo con menos frecuencia a evacuar, ya obedece al “NO” cada vez que agarra uno de tus zapatos.

A continuación una guía para facilitarte la adaptación del cachorro a la vida en apartamento.

 

Tips para el entrenamiento


1. Crea un horario estricto de alimentación

Lo ideal es alimentar al cachorro tres veces al día, ej: 6:30 am, 12:00 am, 5:00 pm. Si el cachorro se alimenta a la misma hora todos los días deberá evacuar en intervalos de tiempo similares. Al principio deberás observar la conducta del cachorro durante los primeros días. Ten siempre periódico y bolsas a la mano para recoger las heces, mopa y tobo con desinfectante para limpiar.

2. Enséñalo a hacer sus necesidades en periódico o afuera

Al cachorro debe hacer sus necesidades afuera. De esta manera, una vez crezca, no tendrás el problema higiénico dentro del apartamento y éste hará sus necesidades afuera dos veces al día (mañana y en la tarde).

En el mercado existen ciertos productos que facilitan que el cachorro haga sus necesidades en donde deseas: periódico o pañal desechable para perros.

3. Usa del Kennel

El kennel es la mejor herramienta para acelerar la educación y entrenamiento del cachorro. Ya que a los cachorros no les gusta ensuciar los confines donde duermen, éstos evitarán hacer pipí y pupú en el kennel. Aunque es probable que durante los primeros días y meses, varios accidentes ocurran. No te alarmes. El propósito del kennel, es que cada vez que lo saques, lo lleves directamente al sitio donde quieres que evacue, sea jardín del edificio o el periódico dentro de la casa.

El cachorro debe dormir en el kennel luego de cada siesta. Luego, sácalo a que evacue, juega con el un rato, y al kennel nuevamente. Verás que el cachorro pasará mayores periodos de tiempo fuera del kennel, hasta que aprenda a hacer sus necesidades donde debe.

Algunos tienen la opinión que el kennel es cruel para el cachorro ya que lo confina a un espacio pequeño. La verdad, es que el kennel no tiene por que ser una experiencia negativa para el cachorro, mientras no lo encierres durante largos períodos de tiempo. Acompaña al cachorro en el kennel con sus juguetes favoritos, y cuando quieras que vaya al kennel, dile: “Para la casita”.

4. Enséñale los comandos básicos

Desde el primer momento que el cachorro entra por la puerta de la casa, deberás establecer fronteras. Enséñale el “NO” cada vez que coja uno de tus zapatos, muerda los talones de tu niño, o rompa las patas de la mesa. Enséñale comandos esenciales como “Siéntate”, empujando con la mano levemente su parte posterior, “Quieto”, y a “Dar la pata”. No es difícil, pero si requiere de constancia. Dedica a estos comandos unos 15 minutos al día inicialmente, verás que en cuestión de semanas ya esta acatando tus instrucciones.

5. Usa la correa 

Cada vez que bajes a tu cachorro, hazlo con la correa. Apenas adquieres a tu cachorro deberás colocarle un collar. Luego, deberás colocar también la correa. Inicialmente, coloca la correa y déjalo caminar y correr un rato con la correa para que este se acostumbre. Luego, empieza a caminarlo con la correa; cada perro reaccionará de distinta forma, algunos la asemejan inmediatamente y otros la toman como un castigo y se esfuerzan para halar y escaparse. Apróximadamente, en unas cuatro sesiones verás que se adapta a la correa.

6. Ofrécele juguetes para morder

Facilita al cachorro varios juguetes para morder. Prueba con varios al principio a ver cual le gusta más. Juguetes de goma  y huesos de carnasa son ideales.

Sigue esta guía y verás que en seis meses tienes un perro que obedece y te hará sentir orgulloso(a). El entrenamiento del cachorro requiere paciencia y disciplina. Y si no estas dispuesto(a) a recoger, limpiar, bajar, entrenar a tu cachorro diariamente, lo mejor es que no adquieras uno. 

¿Te gustó? comparte esta publicación con tus amigos

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Relacionados
A todos nos encanta consentir a nuestras mascotas, especialmente si ayuda a su salud. Sabemos
Muchos de nuestros animalitos sufren a la hora de ir al médico. El miedo al
La alimentación del cachorro es esencial para su sano crecimiento y salud en general. Es
Vacunas necesarias para el cachorro. Durante los primeros dos o tres días del período de
Elegir un nuevo cachorro no es tarea fácil. Debes pensar en elegir el mejor cachorro
Encontrar el cachorro adecuado no es tarea fácil. Lo principal es informarte bien antes de