Chesapeake Bay Retriever

Afectivo
75
Dócil
75
Activo
70
Jugetón
60
Grooming
35
Suelta Pelo
45
Niños
55

Clasificación AKC:

Grupo Deportivo (Sporting Group).

Clasificación FCI:

Grupo 8. Perros Cobradores de Caza - Perros de Agua

Tamaño y Peso

Grande. El macho llega a medir de 58 a 66 cm de altura, la hembra de 53 a 61 cm. El macho llega a pesar de 29 a 34 kg., la hembra de 25 a 30 Kg.

Historia

Los ancestros del Chesapeake Bay Retriever (o Retriever de la Bahía de Chesapeake), fueron dos Terranovas que, en 1807, venían en un barco Inglés con rumbo a Inglaterra. Al llegar a la costa de Maryland el barco naufragó. Cuando un barco americano,

Pelaje

Su pelaje es corto, grueso y denso. El aceite natural de la capa externa y la alta densidad de la capa interna les impermeabiliza casi por completo.

Color

Mayormente castaño oscuro, pero se aceptan también otras tonalidades de castaño.

Características Físicas

El Chesapeake Bay Retriever posee el instinto de perro cobrador del Retriever y la habilidad del Terranova para estar en el agua. Su cabeza es ancha y redonda. Presenta una depresión fronto-nasal (también llamado stop) moderado. Tiene un hocico corto y puntiagudo. Las orejas son pequeñas y de inserción alta. Los ojos, grandes y redondos, por lo general son muy claros, de color amarillo o ámbar. Tiene unas extremidades posteriores tan altas como los hombros. La cola es recta o ligeramente curvada, y le llega hasta el corvejón.

Caracter

Es un perro independiente, tranquilo, leal, valiente y alegre.

Cuidado

Su pelaje debe ser cepillado frecuentemente, sin necesidad de baños regulares que estropeen el pelaje.

Salud

Su pelaje debe ser cepillado frecuentemente, sin necesidad de baños regulares que estropeen el pelaje.

Mascota

El Chesapeake Bay Retriever es un perro vivaz y alegre que disfruta de los ratos en familia. No desaprovecha ninguna ocasión de jugar y/o de mantenerse activo. Es difícil que se adapte a un apartamento o casa pequeña porque requiere de mucho espacio. No es recomendable para hogares con niños pequeños. Es muy importante empezar a educarlo desde pequeño y que se acostumbren a la compañía de otras personas y animales. Son buenos guardianes, pero su tendencia a ser independientes los lleva a buscar ser el jefe de la manada con frecuencia.

El amo debe dedicarle mucho tiempo y entrenarlo con mucha firmeza y paciencia, de manera que entiende quién manda o pueden volverse dominantes y, hasta cierto punto, agresivos.

Video

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *